No hay plazo que no se cumpla, Deportes Tolima volvió a la victoria visitante frente al Cali 2 a 1.

Casi un año sin ganar por fuera y más de 5 sin hacerlo en Cali.

Fue un buen partido jugado por el cuadro Pijao ante el deportivo Cali, el calificativo por él la manera no por lo agradable, por lo disputado, no tan intenso,porque combino lo táctico, la fuerza y la estrategia, además de la técnica que hubo en uno y otro equipo y hasta lo bizarro del gol con el cual empato el vino tinto y oro.
Primer tiempo donde sorprendió el Cali, puso dos delanteros, Tolima se la paso trabajando como neutralizar una tripleta creativa, igual el técnico Gamero con una instrucción, que Cesar Quintero fuera tercer volante de marca sin la pelota, o volante por derecha para atacar, respondió a la estrategia del profesor Cárdenas.
Le dio el técnico samario especial tarea de evitar llegada sobre los costados a sus jugadores Villa y el propio Quintero, y la vigilancia a Roa y Sambuesa y se desconecto a un conjunto verde que no veía como iniciar jugadas y retrocedía esféricos para comenzar en defensa, pero aun así Tolima hizo presión alta y evito que Cali se armara.
Fue un primer tiempo con roces, con anticipos, con pocas llegadas aunque lo intento Sebastián Villa un par de veces sin la decisión o suerte de poderla meter.
El partido lo empieza a cambiar en su historia el juez con un dudoso penalti que existió para él y que cobro el verde con Murillo para el 1 a 0.
Este Tolima va tomando otra faceta y es que aun perdiendo siguió su plan de juego, empezaron las variantes, y dieron fruto, se quitaron de encima al Cali que parecía conformarse con la mínima diferencia y dejar el partido en dominio y posesión de balón.
Albornoz ingreso al juego y sobre el sector zurdo un par de arrancadas le dieron la posibilidad de llegar al área verde, un pase al segundo sector encontró a Marco Pérez en la trayectoria de la pelota, fue en busca del balón, entre el pecho, la mandíbula, la cara, pero en un gesto totalmente fuera de la técnica futbolística, alcanzo el empate, tanto valido a pesar de su rareza 1 a 1.
El empate parecía bueno para el partido, por la manera como lo encaro Tolima, pero al tener jugadores para rematar el partido con buen pie dicen ahora, con fundamente técnico como se ha dicho a través de los tiempos, el cuadro Pijao pudo sumar algo más que un punto que no servía tanto como el triunfo y este llego en una buena combinación entre Carrascal, un toque magistral de Cleider y un hombre que levanta así sea lentamente su nivel, Santiago Montoya ingreso al área y remato para el 2 a 1, que le dio la primera victoria al Tolima en la liga y el año, gana después de 10 temporadas en Cali y le acerca justamente a su rival en la tabla de posiciones y por cierto al grupo de ocho que tendrán derecho a la segunda fase de la liga Águila.

Foto @nelcalceto

 

Los comentarios estan cerrados.